El Coliseo (Anfiteatro Flavio,)



ARQUITECTO: Anónimo (emperador Vespasiano)

CRONOLOGÍA: s. I después de C. LOCALIZACIÓN: Roma (Italia)

ESTILO: Romano

MATERIALES: Bloques de toba, tufo, mampostería hormigón y ladrillo combinados con gran destreza para proporcionar solidez a la obra. En el exterior aparecía recubierto con placas de mármol travertino que ennoblecían el conjunto, hoy desaparecidas por haber sido utilizadas en los palacios del Renacimiento.



DIMENSIONES: 188x156 m. en los ejes, 50m. de altura
Construido durante el mandato del emperador Vespasiano, e inaugurado por su hijo Tito en el año 80. Su inauguración se convirtió en una fiesta que duró unos 100 días El nombre de “Coliseo”, con el que se le conoce desde la Edad Media, hace referencia al “coloso” de Nerón, estatua de 20 m que se alzaba en sus inmediaciones. El anfiteatro fue construido próximo al palacio de Nerón, en la parte de los jardines que queda abandonada tras el suicidio del emperador y su construcción se hace necesaria después de que desapareciera el anfiteatro antiguo en el incendio  en el año 64. A pesar de los expolios y destrucciones que ha sufrido, conserva intacta su planta elíptica y buena parte del alzado (4 pisos), constituyendo el más impresionante monumento que nos ha legado la antigüedad clásica. Tenía unos 100 días de espectáculos al año, con entrada gratis y una cabida de unos 50.000 espectadores. Las entradas se distribuían según la jerarquía político-social.

ANÁLISIS ARTÍSTICO Y TÉCNICO

Exterior: El alzado consta de tres pisos de 80 arcos con la superposición de órdenes (toscano, jónico y corintio) coronado por un ático sobre el que se apoyaban estatuas y escudos. Todo el exterior estaba recubierto de estuco con estatuas entre los intercolumnios. Tanto el exterior como interior era una verdadera ostentación de lujo. Un estilóbato es la base de la fachada, a partir de él, se superponen una arquearía de ventanas con columnas adosadas de los tres órdenes griegos distribuidos por plantas: la 1ª de orden dórico o toscano la 2ª de orden jónico la 3ª de orden corintio culminando en un entablamento.
Posteriormente el emperador Tito mandó construir un 4º piso que se llevó a cabo en tiempos de Domiciano, para aumentar la capacidad del anfiteatro que se había quedado pequeño. Este 4º piso presenta un ático macizo con ventanas cuadradas. Un inmenso toldo (velarium) protegía al público del sol y la lluvia, que se sujetaba con unos mástiles apoyados en unas 240 ménsulas (todavía quedan algunas).

Interior : Los 80 arcos de medio punto de la planta baja son las puertas que dan acceso al graderío. La estructura no está hecha aprovechando el terreno, sino que se levanta sobre una multitud de bóvedas superpuestas, sustentadas por pilastras colocadas en disposición radial la cavea o graderio se dispone en tres pisos comunicados entre sí, con corredores concéntricos, abovedados (bóvedas de cañón y de arista) que sostenían las gradas con escaleras de acceso a los diferentes sectores. Kilómetros de pasillos y galerías comunican entre sí todos los accesos de cada planta y estos a su vez con los pisos superiores, logrando una red rápida de llenar y evacuar agua  en un tiempo récord (3 minutos)
La  cavea daba sobre el ruedo y tenía el piso de madera, después la cubrían de arena. Cuando querían celebrar naumaquias, la llenaban de agua mediante un sistema de impermeabilización y de conducción de agua para transformar la arena en una gran piscina de 1,5 m de profundidad. Quedan restos bajo la arena del complejo dispositivo que permitía la realización de los diferentes eventos. De hecho, parece que eran en estos subterráneos donde se guardaban los objetos, máquinas, jaulas de fieras y armas de los gladiadores. Debieron instalarse aquí enfermerías para los luchadores heridos y depósito de cadáveres para las víctimas. Contaba a su vez con ascensores o montacargas de poleas para subir a las fieras y para el almacenaje de productos. El piso de la arena situado encima de estos subterráneos eran de madera y por medio de máquinas se elevaban a la escena las fieras etc. Desde este interior destacaban las dos puertas principales que abrían el edificio en sus extremos: a la derecha la puerta Triunfalis y a la izquierda la puerta Libitinaria que era por la que se evacuaban las víctimas.





Coliseo
https://vimeo.com/71158066


Fuentes

Historia del Arte – Sofía Lanchas 

Comentarios

Entradas populares

Soy Miembro de.

Colaboro con :

Colaboro con :
Arraona Romana

Colaboro con:

Colaboro con:
Cinco Noticias

Revista Histórica.

Revista Histórica.
Pincha aquí para descargar.

Soy Miembro de:

Soy Miembro de:
Blogueros de Historia