Botánica en la antigua Roma



Dioscórides de Viena. Fuente: Wikimedia


Plantas Medicinales

Conocemos la utilización de las plantas  en la antigüedad gracias a escritos que nos han dejado autores como Teofrasto, Dioscórides, Galeno o Plinio el Viejo.

El primer tratado de Botánica llegado a nuestros días es la Historia de las Plantas, de Teofrasto (372 a.C.,) quien fue el primero en analizar el mundo vegetal, describiendo la fisiología de las plantas y su ubicación en la geografía. Este autor influencio a Dioscórides y Galeno.

Dioscórides médico militar de la armada romana, viajó con los contingentes romanos y pudo observar todo tipo de plantas así como sus distintos usos.




De materia Médica 


Aplicaciones de las plantas

No todas las plantas tienen la misma utilidad, ni todas se administran de igual manera, incluso una misma planta se puede aplicar de diferente manera.

Las diferentes formas de aplicación son:

Infusión: se vierte agua caliente sobre la parte vegetal y después es ingerida.

Maceración: derivado de la infusión, el líquido puede  ser agua u otro liquido como el vino. Se mezcla la planta seca o fresca en el liquido elegido y se espera su fermentación  durante 12 horas, luego se cocía y se tomaba como infusión.

Cataplasma: para uso externo podía ser  en frio o caliente, se machacaba la planta y mediante un paño se aplicaba en la zona afectada.

Polvos: se utilizaba cuando la planta era de sabor muy desagradable. Se dejaba secar la planta y luego se machacaban en un mortero solia tomarse mediante capsulas.

Aceites vegetales: se dejaban fermentar  las plantas con aceite de oliva al sol durante unas tres semanas luego se colaba y se guardaba en frascos opacos de vidrio.

Emplastos: un derivado de la cataplasma pero se mezclaba las plantas con grasa que se aplicaba en la zona afectada.

Inhalación: Se cocían las plantas en agua y se aspiraban los vapores por boca y nariz.

Baños terapéuticos: se sumergía la parte afectada o todo el cuerpo en el agua donde previamente se habían añadido las plantas.

Jugos esenciales: se extrae la savia de la planta era la manera más pura de utilizar una planta, resultaba muy cara por la cantidad de plantas que se necesitaba.



https://www.pinterest.es/pin/137500594859909163/


 Tipos de Plantas 

Estoraque (Styrax officinalis) para los catarros

La Juncia loca (Cyperus longus) dolores de estómago

Zumo de Verdolaga (Portulaca oleracea) para la fiebre

Ungüento de lirio, preparado que mezcla la raíz Cálamo aromático (Acorus calamus), Mirra (corteza de Commimphora myrra) aceite, vino y Cardamomo (Amomum) para tratar heridas abiertas

El uso de este ungüento era muy frecuente para tratar las heridas, la mirra es un potente antiséptico como el alcohol del vino, la raíz Cálamo Aromático (Acorus calamus) alivian el dolor por sus propiedades analgésicas, y el aceite actuaba como aglutinante.

Para prepara este ungüento no siempre se encontraban todas las plantas necesarias por lo que se recurría en caso de necesidad al Ajenjo (Artemisia absinthium) que en pequeñas dosis actuaba como antiséptico.

La simiente de albahaca (Ocimum basilicum) para la depresión levantaba el animo.

La Mandrágora (Mandragora autumnalis) provocaba el desaliento, también era muy toxica y se utilizaba para el envenenamiento.

En las batallas para las contusiones se empleaba el Gordolobo (Verbascum)

Para los huesos rotos de aplicaba de forma externa un ungüento de Cyprino  u hojas de Lentisco (Pistacia lentiscus) cocidas si no tenían ungüento preparado.

Para tratar los miembros gangrenados o necrosados Dioscórides recomienda aplicar harina de Zizania (Zizania ), para que la putrefacción no pasara al resto de miembros antes de la amputación.

También se nombran en los tratados plantas que neutralizan los venenos provocados por las picaduras de serpientes o escorpiones. Se  recomienda beber Zumo de Lirio Blanco (Iris germánica), raíz de Cálamo aromático (Acorus calamus) y hojas de Cardamomo (Amomum sp.) estas plantas elevan el ritmo cardiaco y la temperatura corporal evitan el paro cardiaco que provoca el veneno de cualquier animal.

Para los dolores menstruales los griegos conocían 192 plantas indicadas para dicho uso, la mayoría de ellas provocaban el menstruo y aliviaban los dolores premenstruales, como el Pinillo (Aguja cahamaepitys) que se bebía con agua y miel contraía el útero y adelantaba el ciclo menstrual. Pero el más efectivo era el Sauzgatillo o Árbol casto (Vitex agnus castus) que influyen en las glándulas hormonales, en las mujeres provocan el menstruo y en los hombres como tónico sexual aumenta los niveles de testosterona.

Para los dolores del parto hay distintas remedios  para distintos tipos de patologías y algunas abortivas como la manzanilla (Chamaemelum nobile) cuya ingesta provoca contracciones en el útero materno adelantando el parto.

Mucha de las patologías se trataba a través de rituales mágicos. La utilización de plantas se acompañaba con plegarias, sacrificios o rituales en honor del Dios Esculapio.


Plantas medicinales (Terapias Láminas) MIGUEL JIMÉNEZ HERNÁNDEZ

 

También os puede interesa : 







  Fuentes:

Uso de las plantas en la antigüedad clásica: Álvaro Medina Martínez  

Plantas y remedios medicinales (de materia médica) Libros IV-V (Biblioteca Clásica Gredos nº 254)



Comentarios

Entradas populares

Colaboro con :

Colaboro con :
Arraona Romana

Colaboro con:

Colaboro con:
Cinco Noticias

Revista DHistórica

Revista DHistórica
Pincha para bajarte todos los números

Revista Histórica.

Revista Histórica.
Pincha aquí para descargar.

Soy miembro de

Soy miembro de
Divulgadores de la Historia

Soy Miembro de:

Soy Miembro de:
Blogueros de Historia